Cero deforestación en la cadena productiva de aceite de palma

Junio 5 de 2018

Cali.

En el marco del Congreso Nacional de Palma de Aceite, se reunieron los integrantes del “Acuerdo de voluntades para la deforestación cero en la cadena de aceite de palma en Colombia”. Este hace parte de las iniciativas de cadenas cero deforestación de la Estrategia Integral de Control a la Deforestación y Gestión de los Bosques “Bosques Territorios de Vida, que también incluyen la Alianza TFA2020 Colombia como capítulo nacional. El Ministerio de Ambiente ha promovido el Acuerdo y oficia como Secretaría Técnica del mismo.

Más de 20 de los núcleos palmeros, que concentran el acopio y procesamiento del fruto de palma de aceite están vinculados con esta iniciativa: “lo ideal sería que los 65 núcleos palmeros hicieran parte del acuerdo, nos falta algo más de la mitad”, manifestó Javier Ortiz del Green Global Grouth Institute. En esta reunión se sumó al Acuerdo Riopaila Castilla.

Este eacuerdo de voluntades de los sectores público y privado que se impulsa desde el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible tiene el reto de vincular a otros actores de la cadena como el sector mayorista e industrial que puedan garantizar que en toda su cadena de abastecimiento no se afectan los bosques. Los integrantes, entre otro temas, debatieron cuáles serían las principales empresas a invitar a unirse al Acuerdo, además de hacer un proceso de autoanálisis de sus cadenas, lo que responde el primer compromiso que tienen bajo el acuerdo, con el acompañamiento de CENIPALMA y organizaciones de la sociedad civil.

Este trabajo integrado busca fomentar una ambiente de confianza para apoyar posteriormente el establecimiento de metas corporativas cero deforestación y su implementación. Entre las propuestas que se plantearon para los acuerdos está la homologación de otras normas de sostenibilidad y acuerdos existentes, como la RSPO-Rountable on Sustainable Palm Oil, o Mesa Redonda de Aceite de Palma Sostenible, cuyos avances penetración en Colombia son crecientes.

Se continuará trabajando en los lineamientos de estos acuerdos y en la vinculación de más organizaciones, de modo que se responda a los retos y realidades del sector palmero y agroindustrial en Colombia.